Hay quienes de niños solían odiar la avena, ya que les parecía

viscosa y extraña, pero cuando al empezar a leer la publicación de muchos artículos acerca de lo saludable que es esta, ya sea

por su alto contenido de fibra o por la alta cantidad de energía que provee al cuerpo llegue a cambiar de opinión.

Una copa de avena cuenta con 5gramos de proteína y 4 de fibra, por otro lado, está ayuda a regular la glucosa en nuestros cuerpos, además de mantenernos saciados por más tiempo.

No obstante, muchos estudios certifican que mantiene nuestro peso a raya, el colesterol bajo y disminuye el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2.

Como extra esta cuenta con un alto contenido de minerales, como el fosforo y el magnesio.

En ocasiones algunas personas se aburren de tomarla en el desayuno, dejando de lado todos los beneficios antes mencionados, pero si deseas darle un extra a su sabor para no dejarla, puedes probar agregándole plátanos en rodajas, un puñado de pasas, y hasta un poco de leche de almendras.

Dándole así un sabor plus, pero sin romper con lo saludable.